Merry Little Batman, el espíritu navideño del Caballero Oscuro 

Cuando Tim Burton estrenó Batman en 1989, el realizador terminó con la idea del Batman familiar en la cultura pop.  Si bien es cierto, que a finales de los ochenta en los cómics escritores como Alan Moore, Grant Morrison y Frank Miller, ya habían dado el giro a historias más oscuras, cuando el público en general pensaba en Batman, aún tenían como referente al personaje televisivo, interpretado por Adam West, en los años sesenta. 

El éxito del filme del 89, su secuela 92 y de la serie animada, Batman: The Animated Series del mismo año, reafirmaron la idea de las historias más adultas. Donde Batman es un personaje atormentado que recurre a la intimidación y la violencia, para enfrentar a los villanos más despiadados y desquiciados del panteón de DC, como el Joker. Donde no solo los personajes, también el ambiente refleja una atmosfera más oscura. 

Con esta idea tan arraigada en el siglo XXI, una película navideña sobre Batman resulta hasta extraña. Pero la realidad es que el director Mike Roth, hizo un gran trabajo para entregar un divertido filme familiar, que por momentos hasta resulta entrañable. 

El director tuvo en su encomienda hacer este género de película con un estilo de animación parecido al de la ilustración de Ronald Searle, para tener este aire de caricatura satírica. Y de alguna forma, para respetar está idea de oscuridad en Batman, la historia se centra sobre todo en el hijo de Bruce Wayne, Damian. 

Aunque originalmente el personaje de Damian también es un personaje bastante oscuro, al no ser un personaje tan universalmente conocido, los guionistas se dan una serie de permisos. Cambiando al personaje de un adolescente homicida, que en el cómic usa el manto de Robin, a una versión más joven que admira a su padre y quiere ser un superhéroe como él y eventualmente convertirse en Batman. 

Para la mala suerte de Damian, ahora Ciudad Gótica vive una época en que reina la paz. Hasta que Batman tiene que salir de la ciudad, por una misión de la Liga de la Justicia. Después de que unos intrusos entran a la Mansión Wayne, Damian usa el manto de su padre, primero para defender su hogar y después a la ciudad, de villanos como el Joker, el Pingüino, Poison Ivy y Bane. 

Entre la comedia al estilo Home Alone y la acción, Damian personifica ese lado familiar que se ha perdido en Batman con el tiempo, pero respetando cánones actuales. Roth además se inspira en el trabajo del artista Bill Watterson de Calvin & Hobbes, para dar al hijo de Batman una personalidad más infantil, aguda e inteligente, pero con un toque de inocencia. Y con la mascota de la casa, una gata de nombre Selina, se hace un guiño tanto a Hobbes como a Catwoman. 

Bruce ahora como un padre soltero dedicado al cien por ciento a la crianza de su hijo es retratado con una figura sobreprotectora, producto de los traumas de la infancia. Que comete errores al intentar darle lo mejor a Damian, pero que a la vez tiene fe en su hijo. Aunque le cuesta trabajo darle rienda suelta. 

Alfred como siempre es una figura sabía, que ahora desarrolla el papel del abuelo y como tal a veces va al extremo para consentir a su nieto. Pero no deja de dar esos momentos de sabiduría en el momento indicado, para dar balance en la crianza de Bruce. 

Y aunque el Joker tiene una personalidad más caricaturesca, al estilo Grinch, queriendo robar la Navidad. Sigue siendo una figura inteligente y manipuladora. Y comparte escenario con otros villanos, en el espíritu de ser una familia, del crimen, pero familia. 

Merry Little Batman reúne las cualidades de un buen filme navideño, es familiar, con moraleja y por el lado de la comedia y acción funciona. Destacando tanto en el género de superhéroes como en el de película navideña. 

El filme ese streno el 8 de diciembre por Amazon Prime Video. 

Autor

¿Qué te pareció este articulo?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore et dolore magna aliqua.